Para Niños

 

Apender a nadar supone ser capaces de flotar y desplazarnos de una manera plástica y sin gastos de energía innecesarios. Este proceso implica el respeto por las necesidades y tiempos de quien aprende.

Nuestro enfoque didáctico se basa en…

– El juego como el núcleo de las propuestas, intentando que los niños logren poco a poco sumergir la totalidad del cuerpo sin temor, zambullirse, flotar y desplazarse sin rigidez.
– Profesores especializados en el área.
– Aprendizaje progresivo de las diferentes técnicas de nado.
– Un clima de clase cálido y alegre.
– Grupos reducidos (5 o 6 alumnos por profesor) y acordes al nivel y edad.
– Materiales de estimulación específicos.
– Clases especiales con padres.
– Informes semestrales escritos con el objeto de reflejar el proceso de aprendizaje de cada alumno.
– Realizamos muchas actividades especiales durante el año para que los pequeños nadadores sigan ganando diferentes experiencias (ver Actividades Especiales).

PREGUNTAS FRECUENTES